LA FARSA SE CAE

Este fin de semana, ha habido sendas manifestaciones en contra de la farsa de la pandemia, hay quienes hablan de negacionistas, el problema no es que no haya pasado algo, sino que pasó pero no se debió a un virus con forma de exoma pulmonar.

La principal manifestación en contra de las imposiciones draconianas, para confinar y acabar con la socialización, han tenido efectos contraproducentes en los países civilizados. Alemania, Inglaterra, y hasta Israel, han dado el ejemplo, precedidos por Francia, España, y más. El presidente Trump, ha publicado las nuevas cifras de la gripe de temporada, llamada covid19, y es mucho menor que lo publicitado por los medios. Es innegable que los médicos y enfermeras, fueron engañados u obligados a participar en esta farsa.

En México, la credulidad de la gente sin una pizca de criterio común, ha conducido a la fanatización sobre el espíritu covidiano, la policia de los cubrebocas se han levantado como aquellos que acusaban a sus vecinos de brujeria durante la santa inquisición. Ya sabemos que dales un poco de poder a unos ignorantes y se les sube a la cabeza.

Ojala un día México se de cuenta y acepte que fueron engañados con la promesa de hospitales disponibles para atención de los enfermos, ojala y la venta de los boletos del avión, les de un respiro, antes de la crisis de las pensiones de la nueva modalida, donde los rumores hablan de que los gobiernos anteriores dispusieron de los ahorros para el retiro.

Muchos años atrás, para ser aceptado en urgencias, debías hacer cola, y estaba saturado el servicio hospitalario para la atención en piso, el covid, no cambió nada, porque ya estaban sobrepasados sin gripe de temporada. Lo que ahora daba miedo es que en pos de un control de contagio, solo los pacientes eran aceptados, incomunicados y entregados en una bolsa negra. Donde las terapias prometedoras contra esta hipóxia, eran no solo prohibidas, sino perseguidas y después de 100 años de uso, empezaron a aparecer víctimas mortales, en una proporción risible, en comparación con los supuestos estragos de la pandemia.

Tenemos una gran farsa, donde la verdad debe encontrar el camino y sacudir a los crédulos de que los gobiernos trabajan coordinados por el bién mayor.

Autor: IsisMaya

Investigador Independiente, estudie en la Escuela de Enfermería del IMSS, me gradué de Enfermera General, y estudié en la Facultad de Ciencias de la UNAM, me gradué de Bióloga, inicié un posgrado en el Instituto de Biotecnología de la UNAM en Cuernavaca Morelos, continué en el posgrado de Biotecnología Vegetal en el Centro de Investigación Científica de Yucatán.