Ser Culto

culto

De Jose Martí, recuerdo aquel poema de la rosa: “Cultivo una rosa blanca, en julio como en enero, para el amigo sincero que me da su mano franca, y para aquel que me arranca el corazón con que vivo, ni cardo, ni ortiga cultivo, cultivo una rosa blanca”, de esas pocas cosas que me dió por aprender de memoria y aún puedo citar sin hacer trampa.

Una de esas cosas que te inculcaban de chico, es que uno debe cultivarse, es decir, leer mucho, aprender mucho, ser casi una enciclopedia ambulante. Admiro a mi pareja, porque es una persona culta, mejor compañero no pude elegir, aunque, como todos los hombres, a veces son frustrantes, pero nadie es perfecto, estamos aquí para trabajar las imperfecciones.

Así que, quizá con ese programa temprano en mi vida, de cultivar la sapiencia, y el esfuerzo de los padres de que aprenda inglés, puedo mascullar el idioma de shakespeare, y entenderlo si me concentro, aparte del mexicano, que es el español de méxico.  Así que mi pronunciación en inglés no es tan mala, los gringos me entienden, puedo comunicarme y no hacer el ridículo de pronunciar el inglés como se escribe en español.

A lo que voy, por mi el aprendizaje de un segundo idioma es también parte de tener una buena cultura, no precisamente haber sido conquistado por el anglosajón. Así que quienes denostan tal habilidad, solo puede ser por pura envidia e ignorancia y muestra de su incultura.

Por otro lado, en mis investigaciones, parece existir una correlación entre el idioma que se habla y las habilidades psicomotoras de los individuos, si hablas dos idiomas, entonces aumentas esas habilidades, es por eso que personajes de puestos encumbrados en el planeta, son políglotas, como en el caso de los papas de la iglesia católica.

Una de las cosas que me llama la atención es que personas de los países catalogados de primer mundo, sus ciudadanos a duras penas hablan su idioma, no sienten la necesidad de esforzarse por aprender alguno más, sus ciudadanos están bloqueados por un nacionalismo mal entendido o algo. Creen que se van a denigrar.  Y como la zorra que perdió la cola, solo pretenden que los demás sean como ellos, porque sus limitaciones no les permite ver el océano de posibilidades de los idiomas.

Ser culto, no es ver videos de pseudo-expertos, en youtube, o escuchar opiniones en ivoox.  Es profundizar en el conocimiento, contrastarlo, y usarlo para ser mejor.

 

Autor: IsisMaya

Investigador Independiente